19.1.19

Corentine.



Corentine Clech llegó en el mes de Octubre a Coruña para pasar un año de Erasmus como estudiante de Filología. Lo conocimos a través de Remi, y desde el primer día nos sorprendió no sólo por su nivel en el agua, sino también por su exquisita educación e interés por nuestra cultura y tradiciones.

"Empecé a surfear a los 8 años cuando me fui a vivir La Torche. Probé pronto con el longboard, después de ver en vídeo a Joel Tudor y CJ Nelson. Creo que el longboard me permite expresarme como a mí me gusta: adaptándome a la ola, puedo sentir el placer de estar en la punta de la tabla en una ola perfecta".

Surfea más rápido, con más estilo y más en el límite que cualquiera de nosotros. Lo que a nosotros nos parece imposible o difícil de hacer, a él le sale. Es todo un placer surfear con gente con más nivel del que tú tienes, no sólo por verlo, sino también porque es la mejor manera de mejorar uno mismo. 

Estará hasta por aquí hasta Junio, y espero que en estos meses que le quedan por aquí, por fin lleguen los días realmente buenos en algunas de las olas que le hemos enseñado. 

13.1.19

En Libros del Océano ya tenemos web.


Aunque de momento todavía seamos una pequeña criatura en desarrollo, en Libros del Océano seguimos dando pasos para algún día llegar a ser una editorial, pequeña, pero una editorial de verdad. 

Tomada la decisión de llevar el proyecto adelante, después de crear un pequeño equipo que haga que todo sea posible, y de dar forma a nuestro primer libro (aunque todavía Libres en el mar no ha salido de la imprenta; no pensé que fuese a ser tan difícil), ha llegado el momento de crear nuestra "casa" virtual (www.librosdeloceano.com). Y aunque de momento sólo diga "Próximamente", en la trastienda Carlos Lorenzo está dándole forma y contenido, para que además de conocer nuestros libros, podáis también comprarlos. Podéis visitarnos pulsando AQUÍ, y aprovechar para suscribiros a nuestro boletín de noticias, a través del cual os informaremos de las últimas novedades de la editorial, pero también de otras muchas cosas que nos inspiran y que nos han llevado a crear Libros del Océano.

4.1.19

18 de 2018 (imágenes).

2018 ha sido escaso en contenidos y en imágenes. Otros años, con menos fotos para este resumen (17 para 2017, 16 en 2016...), la muestra creo que había resultado más variada. Pero estas 18 imágenes recogen algunos de los mejores momentos: están algunos baños que recordaremos durante un tiempo, proyectos que tomarán forma en el futuro, nuestros lugares preferidos, temporales, visitas inesperadas, y algunos de los mejores surfistas con los que me he cruzado hasta ahora. 

1.1.19

2018 en desdelacroa.


Si incluyésemos esta, no llegarían a 50 las entradas publicadas en desdelacroa en 2018. Tras casi 10 años de trayectoria (se cumplirán en el próximo mes de marzo), muchas cosas han cambiado en internet, entre ellas la práctica desaparición de los blogs (o al menos de aquellos que crean contenidos propios). Cada vez prima más la inmediatez de redes como Facebook o Instagram que permiten a los usuarios consumir (en muchos casos engullir) contenidos sin pararse a la lectura o el análisis. Los vídeos han de durar menos de un minuto, y los textos tener menos de 280 caracteres. Lo comprobaba ayer viendo a un adolescente pasar contenidos y colocar "likes" a una velocidad vertiginosa a los perfiles que sigue en Instagram. Dudo que aquella rapidez le permitiese apreciar la calidad de las fotos que estaba viendo, y mucho menos leer el texto que las acompañaba. Pero ocurre también en los medios tradicionales, en donde los artículos, salvo excepciones, han reducido su tamaño, y por tanto su capacidad de mostrarnos un análisis detallado o una entrevista en profundidad. 

Tengo claro que lo que se publica en desdelacroa no tendrá nunca un seguimiento masivo. Lo que escribo y publico tiene otros objetivos: básicamente compartir aquellas cosas con las que disfruto y me aportan, dándolas a conocer para que otros también las disfruten. Pero he de reconocer que el que esas cosas tengan una cierta difusión, y exista un retorno vía comentarios y nuevas aportaciones, anima a buscar nuevos contenidos y a seguir escribiendo. Puede ser también que después de 10 años me cueste más encontrar sobre qué escribir. Pero lo que no haremos será cambiar nuestro "estilo", y aunque no sea lo mejor en cuanto a estadísticas, continuaremos con nuestras largas entradas, posiblemente a un ritmo como el de este año, con una publicación semanal (que en ocasiones será quincenal o mensual).

El menor número de publicaciones lleva a que el resumen de este año 2018 sea menos extenso de lo habitual. El año ha dado para 8 ediciones de El Domingo, de la 13 a la 20. De la inicial edición semanal, hemos pasado a números sin una periodicidad específica. Como otras cosas en desdelacroa, El Domingo ha seguido una evolución desde su creación, y frente a la inicial recopilación de vídeos interesantes, lo hemos transformado en "especiales" sobre un tema en concreto (aunque volverán las recopilaciones). Son entradas que me llevan bastante tiempo elaborar, ya que exigen buscar, contrastar, unir..., pero con las que disfruto un montón en el proceso de creación. De este modo en 2018 hemos dedicado ediciones de El Domingo a el frío, las piscinas de olas, el plástico (que ha sido lo más visitado en desdelacroa en 2018), el colonialismo vía el surf en Hawaii, la llegada del surf a California y la expulsión de la población indígena, los orígenes del surf en Europa y Stephanie Gilmore. En 2018 se concluyó la serie dedicada a Biarritz, con sus partes 23 y 24 dedicadas a San Juan de Luz y los Dos Gemelos. A falta de artículos sobre oceanografía, este año le dedicamos varias entradas a barcos: revisamos el Erkowit, seguimos al Eye of the wind (aunque no me dejaron subir a bordo) y recordamos al Ramapo. En cuanto a eventos, 2018 será recordado como el año por el que el Duct Tape de Joel Tudor pasó por Zarautz: volvimos de allí con muchas ideas; es todo un lujo ver, fotografiar y poder surfear con gente de tanto nivel, y espero que algo se nos haya pegado. Se dice que el Duct Tape volverá a la península en 2019...

2018 fue también un año de libros, y tal vez por ello es el año en el que nace Libros del Océano (aunque de momento aún seamos una editorial sin libros editados). Lo que en un principio buscaba recuperar del disco duro una serie de fotos hechas durante estos años, se ha ido transformando hasta dar forma a una idea que me venía rondando desde hace años. Precisamente contra la inmediatez a la que parece que nos abocan las redes y lo digital, damos un paso en sentido contrario: reivindicamos el papel y las ediciones físicas como el medio para compartir ideas, imágenes, historias... Nuestro primer libro será Libres en el mar, y esperamos en 2019 imprimir otros de otros artistas locales con muchas cosas que decir.

Mientras termino esta entrada veo romper las olas en Doniños. El mar ha subido con respecto a ayer, así que empezaremos el año en donde más disfrutamos. ¡¡Féliz año a todos!!

26.12.18

DTI. Descartes.

 

Termina el año, y rebuscando en el ordenador fotos no publicadas, uno se da cuenta de las muchas descartadas que merecían una oportunidad. A veces es difícil saber el porqué de mis propias elecciones, y el que algunas hayan recibido el favor de ser publicadas y otras no. Pero la verdad es que qué más da. 

Ayer estuve repasando la carpeta que contiene las fotos del Duct Tape de Zarautz. Hay tantas que darían para 3 o 4 entradas más, pero no es cuestión de cansar. Elegí unas cuantas de las que todavía no habían aparecido en el blog. Sirvan estas imágenes para recordar uno de los mejores momentos del año y para empezar con ellas nuestro tradicional repaso al año que ya casi acaba.